14 de octubre de 2012

Reseña Dorama: Lunch no Joô

DATOS:
Título: Lunch no Joô / Lunch Queen
País: Japón
Canal: Fuji TV
Episodios: 12
Género: Comedia, romance, drama, costumbrista.
Año: 2002
Fansub: Koi Fansub

ARGUMENTO:
Natsumi estaba comiendo tan tranquila en un restaurante cuando un hombre extraño se le acerca. Ese hombre se llama KenIchiro y le pide que se haga pasar por su prometida ya que va a volver a casa y no quiere quedar mal frente a su familia, en especial con su padre. Así es como Natsumi acaba en el Kitchen Macarroni, el restaurante que ostenta la familia. Ahora a Natsumi le tocará comenzar una nueva vida entre mentiras en una casa de hombres.

OPINIÓN:
Nos lo hemos pasado muy bien con Lunch no Joô. En estilo nos recuerda un poco a Ushi ni Negai wo, el cual también nos gustó bastante, ya que utilizan una excusa (en este caso el restaurante) para mostrar una historia divertida con cierto ambiente costumbrista. Lunch no Joô nos adentra de una curiosa manera en la vida de una simpática familia y su restaurante.
Nos ha parecido bastante buena la forma en la que durante la serie iban combinando el tratar temas de la familia (sus relaciones, sucesos importantes, romances, etc.) con breves historias de clientes o temas del restaurante. Es un combo que funcinaba muy bien ya que así no saturaban al espectador con lo del restaurante y la cocina, pero tampoco se olvidaban de ello.
Los personajes son un fuerte pilar en la serie. Están bien definidos y además cada actor consigue, en mayor o menor medida, hacer bien su papel. Sin duda tenemos que destacar a la protagonista, Natsumi, que gracias a la interpretación realizada por Yûko Takeuchi, se ganó con creces un hueco en nuestros corazones. Su alegría es tremendamente contagiosa y esa manera en la que expresaba satisfacción cada vez que probaba un plato es fantástica y muy creíble. La única contra que tenemos en estos apartados es el personaje Koshirô, que no nos terminaba de quedar claro que pintaba en la serie, sumando además la sosa actuación de Yamashita Tomohisa. Pero pese a todo no es algo que moleste ya que no tiene mucho protagonismo y además tiene algún momento humorístico bastante gracioso y por lo tanto se compensa.
Durante todo el dorama nos encontramos con cierto aire nostálgico, bien por la ambientación en un barrio sin grandes edificios, por el sabor tradicional del restaurante o por otras cosas. Pues en este sentido la banda sonora ayuda todavía más a que esto funcione, o al menos a nosotros nos lo transmitía. Las instrumentales o alguna que otra canción interior funcionan muy bien, pero sobre todo lo hace la canción Joy to the World de Three Dog Night, de los 70s.
Lunch no Joô es un dorama simpático, agradable y muy entretenido. Aunque se pueda decir que en la recta final baja un poco el listón, la primera mitad es genial y en general se mantiene bastante bien. Una serie muy disfrutable y divertida.

LO MEJOR:
- Fantástico trabajo de Yûko Takeuchi interpretando a Natsumi. Satoshi Tsumabuki como Junzaburô también nos gustó bastante.
- Buena combinación de géneros sin empachar con ninguno de ellos: romance, comedia, drama y slice of life.
- Lo bien que casa la ambientación con la música.
- Lo agradable y divertido que resulta su visionado.

LO PEOR:
- En la recta final se hace un poco repetitivo.

RECOMENDACIÓN:
Lunch no Joô creemos que no es un dorama muy conocido pero que merece cierta popularidad. Nos parece muy recomendable a lo mínimo que te llame el tema culinario, los enredos amorosos, las series con cierto toque costumbrista y humorístico o cualquier otra cosa. Al menos nosotros nos lo hemos pasado bien viendo la serie.

NOTA:
7,5/10

3 comentarios :

binilla dijo...

Lo tengo descargado desde hace tiempo pero todavía no lo he visto! A ver si me animo a ello!

Euge dijo...

Ahora que estoy empezando a interesarme por los doramas y ya que he terminado con To the beautifull you, me ha venido de perlas que hicierias la reseña! Enseguida me pongo a verlo, gracias por recomendarlo!:)

Bambú dijo...

Con este tipo de doramas me entra hambre XDD es que ya me estoy imaginando los platazos de comida y a los personajes degustándolos.

A mi suele gustarme este tipo de doramas, me lo apunto ;)